Sábado, 20 de Febrero de 2010

Ricky Dávila afirma que "no existen fotos buenas, sino miradas sensibles"

EFE ·20/02/2010 - 11:32h

EFE - El fotógrafo Ricky Dávila. EFE/Archivo

El fotógrafo Ricky Dávila (Bilbao, 1964) expone en la fotogalería de UFCA en Algeciras su muestra "No vodka on the moon", que para el autor constituye una pausa en su trabajo en la que se decanta "por el recurso de la metáfora como vehículo de comunicación".

Ricky Dávila ha participado en varias ediciones de Photoespaña; ha expuesto su obra en numerosas capitales españolas, europeas y suramericanas, y ha publicado, entre otros, los libros 'Manila', 'Ibérica' y 'Nubes de un cielo que no cambia".

La serie "No vodka on the moon",integrada por una veintena de fotografías tomadas en Ucrania, fue llevada a cabo durante el proceso de adopción del hijo del fotógrafo, quien aclara que, sin embargo "no es un reportaje de una adopción, sino un poema visual construido a partir de una coyuntura personal".

Dávila, en una entrevista con Efe, comenta que "No vodka on the moon" supone un ejercicio de "introspección, no de ensimismamiento", en el que el viaje es anecdótico y la obra es resultado de una mirada hacia el interior.

"Sigo necesitando el viaje como método, pero el darse cuenta de que uno viaja para conocer su propia geografía es fundamental y a mí me ha ayudado mucho darme cuenta de eso", afirma.

Dávila subraya la evolución que ha experimentado desde sus trabajos como fotoperiodista en la década de los noventa, así como la carga narrativa de su fotografía.

"Tengo una relación declarada con la literatura que es capital en mi vida, pero podría no tenerla y, aun así, asumir mi condición de narrador visual", asegura.

Dávila no se incluye entre los autores que elaboran un concepto y posteriormente desarrollan su obra sobre él.

"El hecho de ser un narrador visual", indica como contraposición a las actitudes conceptuales, "es lo que te lleva a la conclusión de que no existen fotos buenas o malas, sino miradas sensibles o no sensibles".

"No vodka on the moon" sólo se ha exhibido al público con anterioridad en una ocasión, en la sede de la Fundación Antonio Pérez, en cuenca.

La exposición llega a Algeciras cedida por dicha fundación, su depositaria, y permanecerá abierta al público hasta el próximo 16 de abril.

Sobre su decisión de exponer en Algeciras, frente a otras alternativas, Dávila declara: "la cultura se teje en las distancias cortas y la cultura son personas, no marcas, por eso lo que estamos haciendo aquí es acción cultural en el mejor sentido de la palabra".

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad