Lunes, 22 de Febrero de 2010

La isla circular

El Camí de Cavalls de Menorca ya es transitable en un 95% de su recorrido.

PÚBLICO ·22/02/2010 - 09:31h

Fundació Destí Menorca - Este sendero litoral permite la práctica de actividades vinculadas con la naturaleza y la salud, como el senderismo, el cicloturismo o el turismo ecológico.

El Consell de Menorca ha adecentado y señalizado el 95 por ciento de los 185 kilómetros que integran el trazado del Camí de Cavalls. Este sendero litoral, que bordea el perímetro costero de Menorca, permite la práctica de actividades vinculadas con la naturaleza y la salud, como el senderismo, el cicloturismo o el turismo ecológico.

La segunda fase incluirá las actuaciones para facilitar el tránsito por el Camí de Cavalls en su totalidad, con la colocación de pasarelas para salvar las zonas húmedas, la construcción de pasos de torrente para permitir el tránsito durante todo el año, la reparación de enderrossalls y la incorporación de zonas de descanso.

Se han instalado 82 de los 92 portells previstos, y los diez restantes están en fase de ejecución entre Cala en Porter y Es Mercadal, y entre Cala Mitjana y Binigaus. También se colocan veinte carteles informativos al inicio de cada tramo del camino.

También se han colocado placas que califican el Camí de Cavalls como Sendero de Gran Recorrido y acreditará así su integración en la Red Europea de Caminos, una vez se haya obtenido la homologación por parte de la Federación Española de Escalada y Montañismo.

Algo de historia
El Camí de Cavalls se hizo para comunicar las torres de vigilancia, los fuertes y los cañones que había a lo largo de toda la costa menorquina, facilitando de esta manera el transporte tanto de tropa como de artillería en caso de ataque o de invasión.

En el Archivo Histórico de Mahón, en el Libro de Acuerdos de 1731 a 1736, ya se encuentran documentos que hacen referencia a un camino que circunvalaba la isla. En una orden del gobernador Richard Kane a los alcaldes de la isla se puede leer: «El viejo Camino Real que pasa alrededor de la Isla en la Costa de la Marina se debe señalar anualmente en el mes de marzo con ramas verdes a poca distancia unas de otras; y tanto dichas barreras como el señalar será a cargo de los sujetos que habitan en el territorio por donde pasa el camino. Y sí el dicho Camino Real en alguna parte se halla muy distante del mar y que pudiese caber más cerca se le debe mudar tan confinante al mar como sea posible de pasar a caballo».

Noticias Relacionadas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad