Miércoles, 10 de Febrero de 2010

Unas excavaciones en Jerusalén descubren una vía pública de hace 1.500 años

EFE ·10/02/2010 - 12:46h

EFE - Unas excavaciones realizadas en la ciudad vieja de Jerusalén han confirmado la existencia de una importante vía pública de hace 1.500 años que aparece descrita en el conocido mosaico de Madaba, un mapa de la ciudad del período bizantino.

Unas excavaciones realizadas en la ciudad vieja de Jerusalén han confirmado la existencia de una importante vía pública de hace 1.500 años que aparece descrita en el conocido mosaico de Madaba, un mapa de la ciudad del período bizantino.

El hallazgo tuvo lugar durante unas obras de rehabilitación en la ciudadela antigua llevadas a cabo por la Autoridad para el Desarrollo de Jerusalén, informa en un comunicado la Autoridad de Antigüedades de Israel, el organismo encargado de la protección de este patrimonio.

El Mapa de Madaba, un mosaico antiguo encontrado en la iglesia homónima en Jordania que data del siglo VI-VII, muestra la Jerusalén del período bizantino, en la que se puede apreciar la ciudad amurallada y las distintas entradas a la urbe.

En el mapa aparece una puerta situada al oeste de la ciudad que conducía a una única vía pública.

Los arqueólogos han descubierto a lo largo de los años varios vestigios de edificios importantes de Jerusalén que aparecen descritos en ese mosaico, donde su autor plasmó con especial énfasis las iglesias que proliferaron en la urbe, que aparecen señaladas con un tejado rojo.

Uno de los santuarios cristianos que ha sobrevivido el transcurso de los años es la Iglesia del Santo Sepulcro.

Sin embargo, hasta la fecha no se tenía conocimiento de la calle principal descubierta recientemente, que los arqueólogos creen que era una vía comercial del período en que la ciudad pasó del paganismo al cristianismo.

El director de las excavaciones, Ofer Sión, cree que la calle descubierta es la vía principal descrita en el mosaico de Madaba.

"De hecho, tras quitar varios estratos arqueológicos, a una profundidad de 4,5 metros bajo el nivel de la calle de hoy en día, para nuestra sorpresa descubrimos las grandes baldosas que pavimentaban la vía", afirma.

También fueron hallados grandes adoquines de piedra de más de un metro de largo y agrietados por el paso de los años, además de una cimentación, una calzada y una fila de columnas cuyo origen aún está bajo investigación.

Sión cree que la vía descubierta guarda el mismo trazado que una de las vías principales de comercio de la ciudad antigua en la actualidad, que los turistas conocen como la calle de las tiendas.

"Es increíble ver que la calle David, que hoy tiene tanta vida, preservó la ruta de la bulliciosa calle de hace 1.500 años", afirma.

En las excavaciones fueron descubiertos numerosos objetos de orfebrería, vasijas, monedas y cinco pequeños pesos de bronce que los comerciantes empleaban para pesar metales preciosos.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad