Lunes, 8 de Febrero de 2010

El PP recula: no habrá moción de censura

De Cospedal camina sobre sus pasos y se desdice de la posibilidad de echar a Zapatero antes de las elecciones

JESÚS MORENO ·08/02/2010 - 10:07h

EFE - La secretaria general del PP y presidenta de este partido en Castilla-La Mancha, María Dolores de Cospedal. EFE/Archivo

El PP explota el filón de la tensión sostenida para desequilibrar al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero. Aunque sea a costa de alentar debates en los que no cree. El jueves pasado, la secretaria general de los conservadores, María Dolores de Cospedal, lanzaba el globo sonda de que el PP buscaría los apoyos para presentar una moción de censura. Hoy toca la de arena: se desmiente a sí misma. No habrá moción contra Zapatero, por el momento.

Sea por falta de apoyos entre el resto de los partidos, o sea porque el líder del PP, Mariano Rajoy, desautorizó la reflexión de Cospedal, la dirigente popular ha reculado sobre la marcha. Sin embargo, ha insistido en lo que ella considera la incapacidad de Zapatero para sacar al país de la crisis económica: la credibilidad de Rodríguez Zapatero "está por los suelos", ha dicho.

En una entrevista concedida a Onda cero, Cospedal hoy no hacía cálculos de los réditos políticos que le podía suponer expulsar ahora a Zapatero, o quizá sí: "Tenemos [desde el PP] que hablar de la economía, en primer lugar. Desatender los deseos de los ciudadanos sería un suicidio, no sólo político, sino de país".

Dentro del PP hay miedo a transmitir un exceso de ambición por acceder a la Moncloa, después de que Rajoy se mostrara triunfalista tras su ventaja en las encuestas de la semana pasada y asegurara que se "respira un ambiente de cambio político". En relación a estos sondeos, De Cospedal ha comentado que dicho resultado "no es fácil de conseguir", y ha asegurado que los sondeos confirman que los ciudadanos no confían en el presidente del Gobierno, ni tampoco confían en que este presidente vaya a sacar a España de la crisis, olvidando que la mayoría de los ciudadanos, según las mismas encuestas, consideran que Rajoy lo haría igual o peor que Zapatero.

De Cospedal ha estimado que para que haya confianza en los mercados internacionales hacia España, lo mejor que puede hacer el PP es presentar una "oposición responsable", demostrar que de verdad es alternativa y plantear "un rumbo cierto".También ha subrayado que el PP ha ofrecido su ayuda al Gobierno, en numerosas ocasiones, y ha formulado propuestas con intención de colaborar en la recuperación, y todas las que han tenido un cariz económico han sido rechazadas por Zapatero, "a veces por un matiz ideológico".