Lunes, 8 de Febrero de 2010

Higuaín, el don de la efectividad

'Pipita' es el jugador de la Liga que mejor aprovecha sus tiros

GONZALO CABEZA ·08/02/2010 - 08:15h

Higuaín, poco antes de marcar el tercer gol del Madrid ante el Espanyol. - ÁNGEL MARTÍNEZ

Higuaín sólo necesitó 17 minutos para volver a reivindicarse. Llevaba tres semanas sin aparecer en el campo por una lesión, pero no necesitó más que un rato para reclamar su puesto. Un gran control, el instinto para recortar al portero y un remate a puerta vacía. Gol, la esencia del argentino. Era el duodécimo tanto en Liga del Pipita, un jugador que, tras los fichajes del verano, parecía encaminado a pasar sus minutos viendo el partido desde el banquillo.

El argentino no aceptó la condición de suplente a la que parecía relegado con el fichaje de Benzema y fomentó el debate con lo que mejor sabe hacer: marcar goles. Higuaín es el máximo anotador blanco en Liga y es tercero en la clasificación del Pichichi, sólo superado por Villa y Messi. A Higuaín no sólo le define la cantidad de goles, sino también su calidad en el remate. El argentino es el jugador que menos necesita para conseguir un gol. Sus 12 tantos han llegado después de 35 tiros. Es decir, marca un 34% de sus ocasiones, una cifra que no supera ningún futbolista que haya hecho por lo menos dos dianas.

El argentino lleva 12 goles tras 35 remates; Benzema, siete, tras 52

Sus números contrastan sobremanera con los datos de la estrella de su equipo, Cristiano. El portugués, que ha marcado nueve goles, es el segundo jugador de la Liga que más remata, sólo superado por Villa. Sus 78 intentos significan que sólo marca gol en el 11% de sus intentos. En la misma línea de poca efectividad se mueve el rival de Higuaín por el puesto de delantero, Benzema. El francés ha marcado siete goles en sus 52 remates; es decir, tiene un porcentaje de acierto de un 13%. Raúl lleva tres goles en 901 minutos (11%).

Higuaín vive con la portería siempre en mente. El argentino no concibe tirar por tirar y casi todos sus remates son peligrosos. De hecho, el delantero es el jugador del equipo que mejor encamina sus intentos: un 57% de ellos fueron entre los tres palos. Una cifra que minimiza la efectividad de cualquiera de sus compañeros: Raúl lleva un 44%; Cristiano y Benzema, un 37% y Kaká, un 35%.

Un gol cada 83 minutos

Ningún delantero en Primera encamina mejor sus remates

La calidad en el remate da al argentino buenos réditos. Cada 83 minutos, Higuaín marca. Es el único jugador habitual de la Liga que necesita menos de 90 minutos para mandar un balón a la red. La comparación con sus compañeros da a Higuaín la primacía: Benzema marca un gol cada 173 minutos, Cristiano necesita 107; Raúl, 300, y Kaká, 339.

Pese a sus números, Higuaín sabe que la pugna por la titularidad existe. "Benzema y yo somos compañeros. No hay nada. Es una competencia sana. Normal", comentó tras el partido contra el Espanyol, ese encuentro en el que, una vez más, se reivindicó.