Jueves, 4 de Febrero de 2010

Almunia alerta: España puede tener una crisis como la griega

El comisario compara a ambas economías por su déficit y su baja competitividad

DANIEL BASTEIRO ·04/02/2010 - 00:05h

Almunia se despidió de su puesto de comisario de Economía con críticas a la economía española. - AFP

El comisario de Economía, Joaquín Almunia, se despidió ayer de ese cargo con una advertencia: España comparte los ingredientes que han llevado a Grecia al borde de la quiebra. Almunia, que la próxima semana asumirá la cartera de Competencia, abonó la teoría de expertos internacionales como Nouriel Roubini o Paul Krugman, que plantean una reproducción de la crisis griega en Portugal y España.

Según el comisario, los tres países comparten "algunos problemas" que podrían poner en peligro la estabilidad de la zona del euro. Entre ellos, "una permanente pérdida de competitividad" desde que entraron a formar parte de la moneda única, "considerables déficit públicos" de carácter estructural y unas necesidades de financiación exterior "bastante grandes", aunque algo más evidentes en el caso de Portugal y Grecia.

Según Almunia, España, Grecia y Portugal comparten algunos problemas

El debate en los círculos económicos comunitarios es apasionado. Entre otras cuestiones, plantea la inoperancia de la unión monetaria para aliviar los problemas de todos cuando cada país sale con un ritmo distinto de la crisis.

¿Puede la zona del euro neutralizar la crisis griega y evitar el efecto contagio? Pese a las críticas de los observadores internacionales, "la unión económica y monetaria ha sido un gran éxito", recordó Almunia. "Estoy plenamente convencido de que la UE y la eurozona tienen suficientes instrumentos" para hacer frente a crisis como la griega y las potenciales en Portugal y España. Entre las herramientas está la posibilidad de un rescate europeo para evitar que Grecia tenga que pedir dinero al Fondo Monetario Internacional si la crisis se encona.

Aunque con menos crudeza, las palabras de Almunia conectan con la advertencia en el Foro de Davos de Roubini, el gurú que predijo la crisis de las hipotecas subprime. Según él, los problemas para la zona euro que plantea Grecia podrían ser sólo un aperitivo comparados con los dolores de cabeza que daría España, un país de mucho más peso. "Si Grecia cae es un problema para la eurozona, pero si España cae es un desastre", aseguró, considerando como una posibilidad la implosión de la zona euro por la dificultad de aplicar la misma política monetaria y los mismos tipos de interés a todos sus miembros.

El comisario está "convencido" de que la UE puede combatir la crisis

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, recordó también en Davos que la situación de España es por el momento distinta. Con un déficit del 11,4% del PIB en 2009, España se acerca al 12,7% de Grecia, pero su deuda es mucho menor. Mientras la griega será del 120% del PIB en 2010, doblando el límite del 60% marcado por el Pacto de Estabilidad comunitario, la de España estará en el 65,9%, por debajo de la media. "Ningún país va a salir del euro, sino que tendremos más en el club y es un club fuerte con un vínculo sólido con apoyo recíproco, que nadie se equivoque", aseguró Zapatero, en referencia a Roubini.

Noticias Relacionadas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad