Miércoles, 3 de Febrero de 2010

La policía se desentiende del marroquí retenido en Hendaia

El marroquí, marido de española y con sus papeles en trámite, está internado en Francia

DANIEL AYLLÓN ·03/02/2010 - 08:00h

Javier Galparsoro, el abogado del detenido. - H. BILBAO

La Subdelegación del Gobierno en Guipúzcoa se desmarcó ayer del caso de F. B., el marroquí casado con una ciudadana española que permanece ingresado en el Centro de Detención de Extranjeros de Hendaia (Francia) desde el pasado 21 de enero. La Policía del Centro de Cooperación Policial y Aduanero de Irún le negó aquel día la entrada a España "por noreunir los requisitos legales establecidos", informó ayer la subdelegación en una nota, al tiempo que evitó explicar los motivos concretos.

Entradas "sin problemas"

Sin embargo, el hombre ya había entrado en más ocasiones por el mismo punto fronterizo "sin ningún problema", según explicó por teléfono desde el centro de internamiento francés. La documentación que portaba el día de la detención, aseguró, era la misma que había presentado en anteriores ocasiones: el libro de familia, el pasaporte y el recibo de que su permiso de residenciaestá en curso.

"La Policía está desobedeciendo una decisión judicial"

El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 2 de Donostia-San Sebastián dictó el pasado 26 de enero una medida cautelar de "suspensión" de la actuación del Tribunal de Grande Instance de Bayona (el que ordenó su retención) y "readmisión por parte de España del sr. F. B."

Sin concretar si hubo un error el día 21, la Subdelegación sostiene que ahora la "voluntad" policial de cumplir la orden del juzgado está "fuera de sus posibilidades", porque F. B. está ingresado "bajo la jurisdicción de las autoridades francesas y de su legislación". El abogado del detenido, Javier Galparsoro, denunció que se trata de "un caso muy grave porque la Policía está desobedeciendo una decisión judicial".

Noticias Relacionadas