Miércoles, 3 de Febrero de 2010

"Esa medida no cabe en el sistema español"

Un grupo de juristas critica el "populismo punitivo" del PP

JAVIER SALAS ·03/02/2010 - 03:00h

Manifestación en Madrid convocada por la familia de Marta del Castillo. - A. NAVARRETE

Desde que Mariano Rajoy anunciara la semana pasada su intención de llevar el debate sobre la cadena perpetua a la reforma del Código Penal, diversos juristas han decidido alzar la voz en contra. Muchos penalistas califican la propuesta de "populismo punitivo", en palabras utilizadas por el Consejo General de la Abogacía en su respuesta al propio Rajoy.

La portavoz del PP, Soraya Sáenz de Santamaría, bautizó ayer como "prisión permanente revisable" la propuesta que su partido hará al ministro de Justicia, Francisco Caamaño. Sáenz de Santamaría aseguró que su propuesta surge de la necesidad de eliminar "esa sensación de impunidad" que, según el PP, hay en la calle.

"Primero difunden la sensación de impunidad y luego recogen los frutos"

El profesor de Derecho Penal en la Universidad Pontificia de Comillas Julián Ríos denuncia que son los propios políticos quienes crean esas "sensaciones" entre la opinión pública, al convertir la anécdota en categoría. "Primero difunden los escasos errores que produce el sistema penal como si fueran la norma. Y más tarde, como ahora, sacan rentabilidad política y recogen frutos apelando a esa desconfianza que ellos mismos crearon", relata Ríos.

Este experto en el sistema penitenciario español es uno de los miembros fundadores de la Plataforma Otro Derecho Penal es Posible, formada por juristas que se niegan a dejar que calen discursos como el que pide la cadena perpetua. El PP defiende la "prisión permanente revisable" al asegurar que ya existe en el Derecho italiano y británico. Pero según estos expertos, el PP olvida mencionar que esa medida no se puede introducir sin más en el sistema español, en el que "no cabe", ya que está orientado "principalmente" a la reinserción, como exige el artículo 25 de la Constitución.

"Cuando el PP pide esa, de entrada, perpetua, olvida que impedir la reincorporación a la sociedad del reo va contra nuestro ordenamiento, aunque sólo se contemple como una posibilidad", asegura Ríos.

En España hay 345 presos que cumplirán más de 30 años en prisión

El fiscal del Tribunal Supremo, Félix Pantoja, también miembro de la asociación, desmiente que en España los presos no cumplan sus penas, como se insiste desde los sectores que defienden la cadena perpetua: "No hay condena que, iniciada, no se ejecute desde el primero hasta el último día. Todas las personas cumplen íntegramente las penas de prisión impuestas".

Desde la plataforma se lamentan de que ya haya en España 345 presos (sin contar a los condenados por terrorismo) con penas no acumulables superiores a los 30 años: "Se trata de presos que básicamente no saldrán nunca de prisión, una especie de cadena perpetua que ya se aplica sin rubor", dice Ríos.

Una reforma que va contra la reinserción

El Partido Popular ha anunciado su intención de endurecer la Ley del Menor, para “ampliar la vigencia” de las penas que se impongan a los menores que cometan delitos. La idea del PP es que pasen automáticamente a prisión al cumplir 18 años, aunque el delito lo hubieran perpetrado cuando tenían sólo 14. Para los juristas de la Plataforma Otro Derecho Penal es Posible esta reforma acabaría con la prevención para que los menores no se conviertan en adultos delincuentes. “Si había alguna posibilidad educativa de recuperar a ese menor para la sociedad, al encarcelarlo lo único que se conseguirá es reafirma su camino delictivo de por vida”, asegura el profesor de Derecho Penal de la Universidad Pontificia de Comillas y experto en el sistema penitenciario Julián Ríos.