Lunes, 1 de Febrero de 2010

Prisión para los dos acusados que no comparecieron en el juicio junto a Otegi

EFE ·01/02/2010 - 12:34h

EFE - El ex portavoz de Batasuna, Arnaldo Otegi, durante el juicio contra él y otras cuatro personas, en la Audiencia Nacional. EFE/Archivo

El juez Eloy Velasco ha enviado a prisión provisional al portavoz de Etxerat, Estanislao Etxaburu, y al abogado de Askatasuna Jon Enparantza después de que la Audiencia Nacional ordenara su busca y captura tras no comparecer en el juicio que se celebró por enaltecimiento contra el ex portavoz de Batasuna Arnaldo Otegi.

Fuentes jurídicas han explicado que el magistrado acordó esta decisión el viernes y el sábado pasado, después de que la Guardia Civil arrestara a Etxaburu en el municipio vizcaíno de Ondarroa el día 29 y, posteriormente, la Policía Nacional detuviera a Enparantza en San Sebastián.

Velasco, que se encontraba de guardia la semana pasada, celebró una vistilla de las previstas en el artículo 505 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal (LECrim) para adoptar mediadas cautelares en la que la Fiscalía y las acusaciones populares personadas en la causa -Foro Ermua y Dignidad y Justicia- pidieron su ingreso en prisión provisional a la espera de que sean juzgados.

Ambos detenidos no comparecieron el pasado miércoles, 27 de enero, al comienzo del juicio, en el que, además de Otegi, se sentaban en el banquillo la ex presa de ETA Itziar Galardi y Josune Irakulis. Todos debían ser juzgados por participar el 9 de julio de 2005 en un homenaje al preso etarra José María Sagarduy en Amorebieta (Vizcaya).

Un día antes de la vista, Etxaburu y Enparantza anunciaron su intención de no acudir ante el tribunal de forma voluntaria, por lo que la sección cuarta de la sala de lo penal de la Audiencia Nacional dictó una orden de busca y captura para detenerlos y poder ser juzgados.

La Fiscalía pide para el ex portavoz de Etxerat y el abogado de Askatasuna 15 meses de prisión y 8 de inhabilitación absoluta, mientras que el Foro Ermua solicita para el primero cuatro años y medio de cárcel y cuatro para el segundo y Dignidad y Justicia reclama para cada uno de ellos cinco años de prisión.