Jueves, 27 de Noviembre de 2008

PP, PSOE e IU exigen al Gobierno el cierre del CIE de Málaga

El ayuntamiento aprueba por unanimidad y por segunda vez una moción que solicita que Interior eche el candado al polémico centro de inmigrantes 

A. LÓPEZ MILLÁN/A. MUNÁRRIZ ·27/11/2008 - 21:18h

DANI PÉREZ - Manchas de pintura en el CIE de Málaga.

PP, PSOE e IU solicitaron ayer por unanimidad y por segunda vez que el Gobierno cierre el Centro de Internamiento de Extranjeros de Málaga, que acumula un largo historial de despropósitos desde su apertura en 1990. Los tres partidos votaron a favor de la moción presentada por IU, que también solicitaba garantías en las expulsiones de extranjeros. PSOE y PP rechazaron este punto con el argumento de  que éstas se hacen de forma legal. Los centros de internamiento son el lugar donde son recluidos los inmigrantes antes de ser expulsados. No son una cárcel, sin embargo, sus deficientes condiciones de habitabilidad han sido denunciadas en numerosas ocasiones por distintas ONG.

Los últimos acontecimientos han multiplicado las críticas. En primer lugar, porque se ingresó a una niña de cuatro años. En segundo lugar, porque la menor y su madre estuvieron internadas en una zona diferente a la del padre, y porque aquéllas partieron en un vuelo regular el 20 de noviembre, un día antes que éste, que desconocía que su familia volaba hacia Lagos (Nigeria) mientras él seguía en Málaga. Al recibir la noticia, Sony sufrió tal impresión que necesitó ayuda médica, según la Coordinadora de Inmigrantes de Málaga. En tercer lugar, porque, pese a que la familia afirmaba ser de Freetown (Sierra Leona), su repatriación fue a Nigeria, donde Esther y Gift continúan desaparecidas pese a los intentos de su padre de localizarlas. La coordinadora de inmigrantes recibió las últimas noticias de Sony el miércoles por la noche. Seguía esperando en el aeropuerto de Lagos alguna información sobre su familia.

Informe demoledor

La votación de ayer en el pleno malagueño ha vuelto a poner en el punto de mira al polémico Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) de Capuchinos. Los informes negativos sobre este centro se acumulan. El último, demoledor, fue elaborado por unos emisarios enviados en diciembre de 2007 por el Parlamento Europeo. El mismo calificaba de “deplorables” las condiciones físicas y de higiene en que se hacinaban los internados.

A finales de 2006, tras una visita conjunta, tres expertos en sendos informes concluyeron también que el CIE de Capuchinos carece de unas condiciones mínimas para el internamiento de seres humanos.

“Indigno de seres humanos”

José Luis Rodríguez, abogado experto en extranjería, afirmaba que las condiciones del centro eran, como mucho, similares a las de una cárcel, cuando los internados no eran delincuentes. Hervé Bertevas, de Médicos del Mundo, censuraba las condiciones higiénico-sanitarias del CIE. Por último, el bombero Lorenzo Álvarez alertaba de graves deficiencias en las medidas de protección contra incendios.

El propio Defensor del Pueblo Andaluz, José Chamizo, pidió en mayo “dignificar” las instalaciones del centro de Capuchinos. “No es digno de seres humanos”, afirma Rafael Lara, responsable de Inmigración de la Asociación Pro Derechos Humanos. “Es el peor de Europa”, remacha Gerardo Márquez, portavoz de la Coordinadora de Inmigrantes de Málaga.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad