Jueves, 27 de Noviembre de 2008

Valiosos archivos del exilio español, reunidos en una sede estable en México

EFE ·27/11/2008 - 18:21h

EFE - Imagen de una de las 31 misivas que han sido recuperadas gracias al Ateneo Español en México.

Libros, como la primera edición en México de "Poeta en Nueva York", cartas de exiliados, fotografías y obra pictórica son algunas de las joyas de uno de los mayores archivos del exilio español, que se reunirá en una sede estable en México gracias a un convenio firmado hoy en Madrid.

El Ateneo Español en México, propietario del archivo, firmó hoy un acuerdo con la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED) para preservar, expandir y difundir ese acervo documental.

En virtud del convenio, un edificio de la UNED en México acogerá el archivo a partir de 2009, "coincidiendo con el 70 aniversario del final de la Guerra Civil y el principio del exilio", contó a Efe el vicerrector de Relaciones Internacionales e Institucionales de la UNED, Francisco Álvarez.

De esta forma, se podrá adaptar el archivo a los nuevos soportes tecnológicos para que los estudiosos puedan acceder a él tanto en la universidad como a través de Internet.

Gracias a este convenio, el Ateneo, fundado en 1949, podrá tener finalmente "sede permanente" en México, con espacio para mostrar todo su archivo, recibir más donaciones y dar mejor atención a los investigadores, dijo a Efe el presidente del Ateneo Español de México, Carlos Vélez Ocón.

Además, las dos instituciones se comprometieron a crear en México un centro de estudios sobre las migraciones y los exilios.

El archivo del Ateneo, creado a partir de donaciones, incluye una biblioteca especializada de 7.000 volúmenes sobre la II República española (1931-36), la Guerra Civil española (1936-39) y el exilio.

Otros libros de interés son la primera edición en México de "Poeta en Nueva York", de Federico García Lorca, y una edición del "Canto General", de Pablo Neruda, firmada por el autor y los dos ilustradores del libro, David Alfaro Siqueiros y Diego Rivera.

Hay también cartas de exiliados, fotos y obra pictórica, "que es muy representativa, porque hay obras de todos los pintores españoles que llegaron a México", como Ramón Gaya o Arturo Souto, así como documentos de interés no relacionados con el exilio español, como algunos de Fidel Castro cuando estaba refugiado en México.