Jueves, 20 de Noviembre de 2008

"La importancia de la información" o cómo borrar un anillo de 15.600 euros

Le Figaro reconoce la manipulación de una foto de la ministra de Justicia, Rachida Dati, para ocultar la cara sortija que llevaba

PÚBLICO. ES / AGENCIAS ·20/11/2008 - 19:24h

Le Figaro - La versión original y la foto retocada sin el anillo valorado en 15.600 euros.

El diario conservador francés Le Figaro ha reconocido la manipulación de una fotografía de la ministra de Justicia, Rachida Dati, para ocultar el anillo valorado en 15.600 euros que llevaba en una foto publicada en la portada del rotativo.

Tras la revelación del caso en diversas páginas web, el diario confirmó que la sortija que lucía Dati en aquella fotografía, publicada en su portada de ayer, pero que fue tomada durante un debate en el Senado en junio pasado, fue borrada con un programa informático.

"Cerramos la edición con urgencia y asumimos lo que hicimos. No queríamos que la sortija fuera objeto de polémica cuando lo verdaderamente importante era la información", dijo a la revista L'Express la responsable del área gráfica de Le Figaro, Debora Altman.

Fue la web de la revista L'Express la que reveló la manipulación, tras descubrir que en el original la ministra lucía una joya de oro gris rodeada de diamantes diseñada por el joyero Chaumet y bautizada como "Liens" (lazos).

El diario precisó que Dati no tuvo nada que ver en la manipulación de la foto, según cuenta L'Express en su edición digital.

El caso se produce algo más de un año después de que la revista Paris Match publicara una foto retocada del presidente, Nicolas Sarkozy, en el que redujeron los "michelines" que mostraba durante un paseo en barco.

La noticia corrió como un reguero de pólvora en internet, donde algunos sitios recuerdan que Paris Match es propiedad del inversor Arnaud Lagardère, amigo personal de Sarkozy, al igual que Serge Dassault, propietario de Le Figaro.

El uso de los programas de retoque fotográfico aumenta en la misma proporción que lo hacen las manipulaciones de imágenes de interés informativo. El último episodio en este capítulo de despropósitos vino a raíz de la foto del lugar del atentado perpretado en el sur de Herat en el que murieron dos militares españoles. En dicha imagen aparece la sombra de dos soldados que eran exactamente idénticas a las que aparecen en la parte superior derecha de la imagen.

Un retoque más para colección

Otro de los escándalos producidos por una mala utilización del Photoshop viene desde el mismísimo Pentágono. El Ejército de los Estados Unidos publicó una foto de una general en la que quedó demostrado que había sido alterada digitalmente.

Ann Dunwwody aparece posando delante de una bandera de los EEUU pero más tarde se supo que fue añadida posteriormente. Una vez demotrado el retoque, la agencia de noticias Associated Press (AP) suspendió su utilización y comenzó una investigación para esclarecer los hechos.



AP afirma que la adaptación de fotos, incluso por razones estéticas, restan credibilidad a la información distribuida. Para nosotros, hay una política de tolerancia cero de añadir o restar contenido real de una imagen", dijo Santiago Lyon, director de la AP de la fotografía.

La coronel Cathy Abbott ha dicho que la foto de Dunwoody fue puesta a disposición del público "por accidente".

Noticias Relacionadas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad