Martes, 18 de Noviembre de 2008

La banda que emocionó a Noel Gallagher

Glasvegas, el último boom de la música británica, publica su disco de debut

JESÚS MIGUEL MARCOS ·18/11/2008 - 08:00h

PÚBLICO - Los nuevos niños mimados de New Musical Express llevan tupé.

Rab Allan trabajaba cogiendo el teléfono en una oficina. Para un joven escocés de 23 años, no parece el más excitante de los trabajos. "¡Era horrible!", exclama él desde Glasgow. Como tantos otros adolescentes británicos una encuesta reciente decía que el 60% de los asistentes al festival de Glastonbury había formado parte en algún momento de un grupo de rock, Allan contaba las horas para fichar en la oficina y llegar al local de ensayo.

Allí le esperaban James Allan (voz), Paul Donoghue (bajo) y Caroline McKay (batería) o, lo que es lo mismo, Glasvegas.

Y así pasaron seis años. "Hemos tardado en lograr cierta repercusión porque nos costó dar con el sonido exacto que buscábamos. Necesitábamos ese tiempo para madurar como músicos y como grupo. Personalmente, me alegro de que los resultados no llegaran demasiado rápido", explica con tono humilde Rab Allan.

Él lo llama "cierta repercusión", pero lo de Glasvegas ha sido un bombazo en toda regla. Principalmente, porque a la revista inglesa New Musical Express le ha hecho tilín: "El mejor nuevo grupo británico", tituló en una de sus abigarradas portadas semanales.

"No formé una banda para ser famoso, sino pra divertirme y utilizar mi imaginación"

Creer o no creer en el hype

Los piropos de la NME sirven principalmente para dos cosas: Para que el público se rinda a los pies del grupo y para que los críticos arqueen la ceja y desconfíen ante el nuevo hype (grupo de moda de la temporada). Pero ellos no se dejan afectar: "No formé una banda para ser famoso, sino por razones creativas, para divertirme y utilizar mi imaginación", declaró el cantante James Allan a la revista de marras el pasado septiembre.

Por si fuera poco, Noel Gallagher y Lisa Marie Presley se declararon fans del grupo. "Es increíble", dice Rab Allan, "especialmente Noel Gallagher, porque Oasis son el motivo por el que me metí en una banda".

Se preguntarán, y no es de extrañar, qué hace la hija única de Elvis Presley opinando de un grupo británico que acaba de publicar su primer disco. Pues bien, la respuesta está en la misma música de Glasvegas. Su fórmula es pasar las melodías clásicas del rythm & blues y los primeros discos de rock and roll por un filtro de electricidad y ruido.

"Nos encantan el blues y el rock and roll de los años cincuenta, y artistas como Elvis Presley, The Everly Brothers y Jerry Lee Lewis", revela Allan.

Dos días después de poner a la venta su disco en Reino Unido, a España ha llegado el 28 de octubre, ya habían vendido más de 40.000 discos. A punto estuvieron de quitarle el número uno a los todopoderosos Metallica.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad