Viernes, 7 de Noviembre de 2008

Reunión de OMS busca ampliar acceso a la medicina tradicional

Reuters ·07/11/2008 - 16:53h

Los representantes de salud de más de 70 países se reunieron el viernes en Pekín para compartir ideas sobre cómo hacer que la medicina tradicional, que va desde la acupuntura hasta el tratamiento con sanguijuelas, esté más disponible en la población.

Se prevé que el encuentro de dos días de duración auspiciado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), que gira en torno a seminarios sobre estándares regulatorios y medicina popular en culturas de Sudáfrica a Japón, culmine con un acuerdo de los países miembros para expandir la presencia de la medicina tradicional en sus sistemas de atención médica.

Los funcionarios de la OMS que participan en el evento dijeron que combinar la medicina tradicional y la occidental podría volver a cada una de ellas más efectiva.

"La integración de la medicina tradicional en los sistemas de salud nacionales no sólo traerá beneficios para los pacientes, sino que además mejorará la seguridad y el uso adecuado", dijo Carissa Etienne, asistente de la dirección general de la OMS, en una conferencia con periodistas.

Los disertantes también instaron a la investigación sobre medicinas tradicionales, que la directora general de la OMS calificó como "una fuente valiosa de indicios para lograr avances terapéuticos y el descubrimiento de nuevas clases de fármacos".

Las hierbas y otros tratamientos ya han mostrado ser efectivos en algunos estudios.

La artemisinina, una planta cuyo ingrediente es usado en el sur de China desde hace cientos de años para combatir la malaria, llegó a ser considerada el mejor tratamiento para la enfermedad después de que investigaciones probaron su capacidad para eliminar los parásitos rápidamente.

La medicina tradicional es utilizada en China y en muchos otros países en desarrollo, aún cuando el acceso a la atención médica de tipo occidental está en aumento.

La terapia con sanguijuelas es empleada en algunas partes de India para tratar el dolor y las enfermedades de la piel, mientras que en los hospitales chinos suelen ofrecerse tanto terapias occidentales como tradicionales, como la acupuntura o los antídotos en base a hierbas, para curar ciertas dolencias.

En Canadá y Alemania, más de siete de cada 10 personas ha probado tratamientos populares como alternativa o complemento de la asistencia médica moderna, según datos de la OMS.

Los ingresos provenientes de la medicina tradicional alcanzaron más de 3.800 millones de dólares en Europa entre el 2003 y el 2004, de acuerdo a Zhang Xiaorui, coordinadora de medicina tradicional de la OMS. En China, la cifra llegó a los 8.000 millones de dólares.