Lunes, 3 de Noviembre de 2008

Irak subastará un yate de Sadam Husein

Está valorado en unos 24 millones de euros y se encuentra amarrado frente a las costas de Niza

Reuters ·03/11/2008 - 10:59h

Imagen del yate de Sadam anclado en la costa de Niza. Reuters

El Gobierno iraquí planea vender un lujoso yate, amarrado frente a la turística ciudad francesa de Niza, que fue uno de los numerosos opulentos tesoros que pertenecieron al ex dictador Sadam Husein. Se prevé que el palaciego Ocean Breeze sea vendido en semanas, dijo el portavoz Ali al-Dabbagh.

El barco de placer de 82 metros de eslora, que se prevé que alcance unos 30 millones de dólares (23,6 millones de euros), tiene grifería bañada en oro, un mini-quirófano, una pista de aterrizaje para helicópteros y un pasadizo secreto para huir de la embarcación, según el British Sunday Times. El Gobierno iraquí había decidido delegar la venta del yate a los ministerios de Finanzas y de Asuntos Exteriores, dijo el Ejecutivo.

Dabbagh explicó que una disputa sobre la propiedad del yate había concluido en un tribunal francés. "La sentencia fue a favor de Irak", declaró.

Opulencia de un dictador

Sadam, cuyo duradero régimen llegó a un abrupto final después de la invasión liderada por Estados Unidos en 2003 y que fue ahorcado en 2006 por crímenes contra la humanidad, era conocido por un estilo de vida fastuoso.

Sus muchos palacios estaban repletos de mármol, muebles decorados con oro y suntuosos jardines incluso mientras los iraquíes comunes sufrían bajos severas sanciones económicas.

Poco después de la invasión, responsables estadoundenses estimaron que Sadam y su familia podían haber amasado hasta 40.000 millones de dólares en fondos conseguidos ilegalmente. Misiles y bombas estadounidenses destruyeron otro lujoso yate de Sadam, el Al Mansur, en el sur de Irak en 2003.

Aunque era impresionante cuando fue construido en 1981, el Ocean Breeze es insignificante comparado con los mega yates pertenecientes a una nueva ola de súper ricos, entre ellos un yate de 115 metros de 300 millones de dólares propiedad del multimillonario Roman Abramovich que cuenta con dos helipuertos.