Lunes, 18 de Agosto de 2008

Cuarenta años entre la realidad y 'Nucleares, no'

España cuenta con ocho centrales que producen la quinta parte de la energía

MARÍA GARCÍA DE LA FUENTE ·18/08/2008 - 21:36h

EFE - En la construcción de la central de Valdecaballeros (Badajoz) trabajaron 4.655 personas, pero no se inauguró.

A mediados de los años 60, España autorizó la construcción de la primera central nuclear. Se trataba de Santa María de Garoña, en Burgos, que comenzó a funcionar cuatro años después. Su último permiso de funcionamiento caduca en julio del próximo año y sus titulares ya han pedido la prórroga por otros 10 años más, lo que la convertiría en la central más longeva de España, con 49 años en 2019. El Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) ya está examinando la documentación remitida por Nuclenor, titular de Garoña, pero es el Gobierno el que tendrá que tomar la última decisión sobre si puede seguir funcionando o por el contrario parar.

La única experiencia de parada programada de una central española fue la de José Cabrera (Almonacid de Zorita, Guadalajara), desconectada el 30 de abril de 2006, no sin un agrio debate en el seno del Pleno del CSN, con el anterior equipo, cuando gobernaba el PP. El primer cierre de una planta nuclear se produjo en Vandellós I (Tarragona), tras el incendio de 1989.

España ha llegado a tener siete grupos nucleares, algunos con dos reactores, pero el parque podría haber sido mayor. Concretamente, tres centrales más: la de Lemóniz (Vizcaya), contra la que ETA atentó en varias ocasiones; la de Valdecaballeros (Badajoz); y el segundo grupo de Trillo (Guadalajara). Sus titulares son Iberdrola, Endesa y Unión Fenosa, respectivamente.

Pero ninguna de ellas entró en funcionamiento, ya que en diciembre de 1994 se declaró por ley la paralización definitiva de los proyectos de construcción de las tres plantas. La legislación estableció entonces que dichos titulares percibirían una compensación o anualidad por las inversiones realizadas y por el coste de su financiación. Las compensaciones entre 1995 y 2005 a los tres proyectos de plantas nucleares ascendieron a 5.499 millones de euros, pagados por el Estado a las eléctricas.

Las ocho centrales nucleares en operación produjeron el año pasado el 17,5% de la electricidad, y dependiendo de la pluviometría su contribución puede llegar a ser la cuarta parte en los años secos, cuando baja la producción hidroeléctrica. En la Unión Europea hay 146 reactores produciendo energía nuclear cada año, y nuestra vecina Francia es una de las que cuenta con un porcentaje más elevado de generación nuclear. Y España compra energía a Francia, por lo que los defensores de esta fuente energética consideran que se deberían "estudiar" la construcción de nuevos reactores en España, para tener una independencia energética mayor, tanto del petróleo como del gas, como de Francia.

Y del ATC ¿qué?

Además de la patata caliente de prorrogar la vida de Santa María de Garoña o no, el Ejecutivo tiene pendiente resolver si se construye un almacén temporal centralizado (ATC) para albergar los residuos de alta radiactividad que por el momento permanecen en las piscinas de las centrales nucleares. Durante la anterior legislatura, el ente público Enresa, encargado de la gestión del combustible gastado en España, presentó el proyecto de construcción y se abrió un proceso de información, pero el Gobierno no soltó prenda sobre si finalmente se levantará ni dónde.

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, abogó en la campaña electoral de la pasada primavera por "una política razonable de reducción de la energía nuclear". Sin embargo, alguno de sus cambios en el Consejo de Ministros ha podido ser una señal en dirección contraria. La llegada de Miguel Sebastián, precisamente al Ministerio de Industria, puede ser una muestra. En una entrevista publicada en la revista del INE, Índice, recogida por EP, Sebastián dice no considerarse "antinuclear" y, aunque reconoce que "la opinión pública no está comprometida con el coste de relanzar esta tecnología", sí apuesta por mantener las actuales centrales nucleares dentro del mix energético todo lo posible.

Noticias Relacionadas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad