Domingo, 17 de Agosto de 2008

El primer verano en cinco años sin apagones masivos

Las temperaturas suaves permiten al sistema aguantar la menor demanda

A. M. VÉLEZ ·17/08/2008 - 23:03h

En el verano de 2003, les tocó a Andalucía y Catalunya, que repitieron un año después. En junio de 2005, parte de Madrid capital se quedó a oscuras por dos apagones en días consecutivos. En 2006, fue Talavera de la Reina (Toledo). Un año después, Barcelona rizó el rizo con tres días sin luz que desataron la ira de la población contra Endesa y Red Eléctrica de España (REE).

Será por las sanciones a ambas compañías o (dirá algún malpensado) por la reciente subida de la luz. Pero este verano y, en general, en 2008 no ha habido apagones graves. Desde junio, sí ha habido cortes de consideración en Madrid, Fuerteventura, Ceuta y Málaga. Pero no grandes colapsos de larga duración. Es la primera vez que ocurre en los últimos cinco años. En lo que va de década, sólo 2002 había sido tan tranquilo.

La razón, apuntan desde el sector, está en la ausencia de temperaturas extremas, que ha hecho que no haya récords de demanda diaria, ni en
invierno, ni en verano.

En 2007 (17 de diciembre), el consumo batió su récord absoluto por una ola de frío. Para este verano, ya no se esperan máximos históricos (los estivales son más bajos que los invernales) porque septiembre es el mes menos caluroso de la estación y en agosto la actividad económica se para. El consumo residencial es sólo el 26% del total.

REE apunta que los apagones más sonados del último lustro se debieron a accidentes, averías o sobrecargas puntuales. Pero, asegura, desde diciembre de 2001 (cuando faltó generación para cubrir la demanda) no ha habido problemas estructurales del sistema (generación insuficiente, caída de la red, problemas de interconexión).

La Comisión Europea y el presidente de REE, Luis Atienza, ya descartaron a primeros de verano que España sufriera cortes. "La situación del sistema eléctrico español es holgada", dijo Atienza, que recordó que hay puntos en los que la red "no está suficientemente mallada", como Girona.

Carencias históricas

Poco a poco, se solventan las carencias históricas del sistema eléctrico: en 2007, se subió la retribución a las distribuidoras y la futura interconexión con Francia mejorará la situación de Catalunya. Pero los resultados tardarán en llegar. Y todavía hay regiones con déficit de generación. El mayor se da en Alicante, Girona, Granada, Cantabria y, sobre todo, Madrid. Apenas genera energía y es la segunda comunidad autónoma que más consume (un 11% del total nacional).

REE admite "desequilibrios entre generación y demanda", pero dice que "se soslayan". El margen de cobertura (la potencia instalada sobrante, descontada la que no está disponible) ronda el 10%. Es mejor que en 2001, cuando no existía, pero convendría ampliarlo, según los expertos.
Unesa, la patronal eléctrica, aún no ha publicado la media de horas sin luz por año (el llamado TIEPI) de 2007, año del famoso apagón barcelonés. En 2006, fue de 2,04 horas, el valor más bajo desde que existe este indicador (1987) y "comparable con el de los países de nuestro
entorno", afirma.