Viernes, 8 de Agosto de 2008

"Hicieron el paripé de una venta que no existió"

Carlos Babío cuenta cómo expropiaron tierras a su abuela

M.M. ·08/08/2008 - 14:53h

Josefa Fortela acababa de enviudar tres años antes de que las ansias expansionistas de Franco planearan sobre sus tierras. “Le quitaron su vivienda y dos ferrados de tierra –unos 1.000 metros cuadrados– y la llevaron con las monjas”, rememora su nieto, Carlos Babío. “Mi abuela parece que tuvo algo más de suerte que los otros expropiados. El régimen franquista cuidaba mucho la imagen, por esa razón, le dieron una pequeña compensación económica a cambio”, explica. Josefa, por aquel entonces, tenía tres hijos a su cargo –dos chicas y un chico, el padre de Carlos, ya fallecido–. Otros dos de sus vástagos estaban en el frente. “El resto de propietarios de la zona fueron coaccionados para que se marcharan de sus viviendas e incluso hicieron el paripé, llevándolos a la notaría para que firmaran una venta que realmente nunca fue tal”, dice. Los Franco no se dieron por satisfechos tras la obtención del pazo, con

lo que continuaron con las medidas de presión que tan buen resultado les había proporcionado se convirtieron en tónica habitual.

Y hubo muchos más casos como el de Josefa. Los propietarios más reticentes a la cesión de sus terrenos, la mayoría, fueron trasladados en

vehículos militares hasta la notaría más cercana, según consta en publicaciones de la época. Los que, pese a todo, se resistían a perder sus tierras, “eran amenazados con ser expulsados a Asturias”, explican en la CRMH.

De este modo, el pazo

de Meirás pasó a tener una extensión del doble de la original, hasta alcanzar las más de 6,6 hectáreas actuales.

“Sabemos que legalmente la propiedad es de los Franco, pero la propiedad moral es

del pueblo por eso debería serle restituida a Sada”, demanda. Años después, Babío considera un paso “muy importante” que la Xunta haya dado los pasos para declararlo Bien de Interés Cultural. El recinto palaciego “tiene que ser una propiedad del pueblo, porque la recaudación para su compra se efectuó de manera forzosa, mediante la extorsión y el robo”, recalca.

Noticias Relacionadas