Lunes, 4 de Agosto de 2008

Sanidad financiará la cirugía para la lipodistrofia

El ministro de Sanidad, Bernat Soria, anuncia ayudas para la lipoatrofia que sufren los pacientes con VIH

AINHOA IRIBERRI ·04/08/2008 - 19:53h

EFE - Bernat Soria, durante su comparecencia en la XVII Conferencia Internacional sobre el Sida.

El ministro de Sanidad y Consumo, Bernat Soria, anunció ayer en la XVII Conferencia Internacional sobre Sida que la cirugía reparadora para la lipoatrofia facial, la pérdida de grasa en la cara que provocan algunos tratamientos antirretrovirales y que da un aspecto característico a los que los consumen, se incorporará como prestación en el Sistema Nacional de Salud.

Soria hizo el anuncio en un encuentro con las ONGs participantes en la conferencia que se celebra hasta el viernes en Ciudad de México. Previamente, el ministro había participado en la primera sesión plenaria de la reunión.

Tal y como explicó Soria, la lipoatrropia facial –un tipo de lipodistrofia-es un “elemento discriminador” para los seropositivos, algo que va en contra de la intención del Gobierno de luchar contra la discriminación. El hecho de que haya evidencia científica de que los trasplantes de grasa autóloga y de ácido poliláctico son alternativas terapéuticas  a la lipoatrofia ha sido determinante para la decisión que, aunque ha de pasar por el Consejo Interterritorial, saldrá adelante porque será financiada por un fondo de cohesión del Ministerio. El presidente de la Federación Estatal de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales, Antonio Poveda, presente en el encuentro, calificó el anunció de emocionante. “Hace justicia a los afectados por VIH y al estigma que provoca este efecto secundario”. Poveda recalcó también el anunció hecho el domingo por la vicepresidenta auque subrayó que aún quedan muchas cosas por hacer en España, como dedicar más recursos a la prevención “y no solo en campañas puntuales”.

El director de Hispanosida, Ferran Pujol, agradeció la medida aunque subrayó que llega “con retraso”. Pujol comentó que algunas comunidades ya incluían este servicio en sus prestaciones. “En cualquier caso, creemos que, con los nuevos tratamientos, la lipodistrofia cada vez será más algo de pasado”.

Noticias Relacionadas